Media Maratón Segovia 12/04/2015

Hacía tiempo que los corredores del Dusport Imperial tenían ganas de correr esta media maratón. Afamada por su dureza en las cuestas y por la belleza de los monumentos por los que se pasaban.
                Así, dos integrantes imperiales procedentes de Logroño, se inscribieron en esta carrera de fama consolidada. Llegaron el Sábado por la tarde-noche, con el objetivo de cenar algo de pasta para cargar energías para el día siguiente. Algo harto imposible, ya que en la capital Segoviana, los menús eran todos de asados, con su queridísimo cochinillo a la cabeza..                  A la mañana siguiente, rodaron temprano desde el hotel hasta el acueducto, donde se entregarían los dorsales.  Con una participación de más de 3.000 corredores, se iba llenando la zona de salida y ultimando detalles. Los dos atletas imperiales tenían intención de hacer un tiempo en torno a la 1:35-40, ya que sabían que la carrera era dura, y ambos no podían forzar, la semana siguiente tenían la gran prueba del ULTRATRAIL de la Rioja, que consta de más de 80 km de montaña durante el fin de semana.

                Puntualmente dieron la salida a las 10:30, y como viene siendo habitual, con un cañón del ejército que dejaba una humareda tenebrosa. Los corredores se abalanzaron por las calles de Segovia aprovechándolas bajadas y rodando a ritmos realmente bajos.

                Los deportistas imperiales que en esta ocasión optaron por una táctica conservadora y progresiva, fueron adelantando a los corredores desde el km 1. Empezaron a ritmos de 4:45, oscilando los tiempos de las subidas a 5:00, mientras que en las bajadas lograban rodar a ritmos cercanos a 4:00.

                El paisaje era espectacular, se gozaba de una temperatura extraordinaria, sin lluvia, sin viento, y con buena apoyo de agua por parte de la organización cada 5km. El recorrido,  pasaba por el acueducto hasta en 4 ocasiones, así como por la plaza mayor, y Fuencisla.

                Las afamadas cuestas de la carrera, se iban intercalando con bajadas, que hacían recuperar a nuestros corredores, aunque si bien es cierto, en los últimos km. parecían interminables.

                Por el km 12, en una de estas bajadas, uno de nuestros corredores tropezó con el adoquinado de la calzada, provocando una caída, pero se repuso inmediatamente y consiguió proseguir la carrera con ligeros dolores.

                En el km 17, los dos corredores que habían conservado fuerzas para el final, empezaron aumentar ritmos, y pudieron bajar algunos minutos al tiempo final, aunque, el otro corredor imperial empezó a notar ligeras molestias en la rodilla, que le impedía amortiguar la pisada con naturalidad.

                En el km 20, ya corrían paralelos al acueducto, y era todo bajada, pusieron sus pistones a punto para dejar su mejor tiempo en la prueba. Un imprevisto flato a mitad del km evitó mejorar aún más la marca. Pero aun así, consiguieron una marca más que honrosa para la dureza de la carrera y la preparación de ambos corredores. Clasificación final, 310 y 311 sobre 3100 corredores, con un tiempo final de 1h 34 min. La entrada en meta pasando por debajo del acueducto fue sin duda triunfal. A la salida, les ofrecieron caldos calientes, que tras la carrera a 22 Cº no era de lo más apetecible. Lo que si disfrutaron fue de la ración de cochinillo que degustaron al finalizar la carrera.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s